Lleno de emociones, lleno de alegrías, doy gracias por esta vida acompañado.

Aparentemente era un día como todos y al mismo tiempo un día muy diferente, mi hijo toca la guitarra en la sala y se escucha la licuadora en la cocina. Marytere mi esposa está tostando y moliendo los camarones para las tortitas que acompañaran a los romeritos.

Hoy es 31 de diciembre de 2012; este año mi hijo cumplió 15 años, mi hija 7, Marytere 41 y yo 45; cumplimos 17 de casados y 20 desde que nos hicimos novios. Este dos mil trece cumpliremos 12 años en Querétaro. Sin duda los años, los meses y los días nos han acompañado en cada momento. 

Este año termina y nos deja preparados para comenzar de nuevo. Durante este año vivimos intensamente, tal y como es la vida, llena de alegrías, tristezas, enojos, reflexiones, aprendizajes y paz, mucha paz.

Este año puedo compartirles que es el año que emocionalmente estoy más tranquilo, la época de navidad, diciembre y de adulto, se habían llenado de emociones encontradas, de convivencia confusa, con amor, con molestia, con paciencia… En fin con un flujo de emociones que probablemente muchos han vivido.

Puedo compartirles que siento que este dos mil doce, aprendí muchísimo de todos los que por alguna razón me dieron la oportunidad de convivir, de compartir, de trabajar. Todos se convirtieron en mis maestros y yo me convertí en un alumno lleno de ganas de aprender, de re-aprender a escuchar, de volver a mirar, de poder repetir lo que había escuchado sin modificarlo. 

Gracias a todos por darme la oportunidad de crecer junto con ustedes, gracias por dejarme compartirles la manera en la que veo, la manera en la que pienso, reflexiono y actúo. Gracias por que esta vida compartida, en familia y comunidad es singular. 

Emiliano sigue tocando la guitarra, puedo escuchar la olla de presión en la cocina, la sala está llena de ese aroma especial que surge cuando se esta preparando la cena que compartiremos en la noche para recibir el año nuevo. Los niños entran y salen de la casa, primos, tíos, hermanos platican en todo momento, los perros corren, Ptolomeo mi perro sigue tirado, Valentina le habla con delicadeza, esta preocupada por que hoy lo atropellaron, parece que esta bien, tendremos que esperar y seguir observándolo. Así nos indico el veterinario.

Lleno de emociones, lleno de alegrías, preocupado por mi perro, doy gracias por tener esta oportunidad de vida acompañado de todos.

Con todo mi corazón les deseo una deliciosa fiesta con la que podrán recibir el año nuevo.

Nos vemos este 2013 para seguir compartiendo… ¡la vida!

Federico Hernandez Ruiz
#asimetagraf #idocare4design #idocare4sharing #idc4s #idc4d #fedehndz #navidad #mensaje #emociones #emocionesnavideñas #federico

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s